Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Cambian los cañones, no los corazones

Reviso la historia, lamento, me espanto,
se me encoge el alma, siento la tortura.
El ser inhumano, perdido, en locura,
y vendido al diablo, causó tanto llanto.

Crueles holocaustos, heridas profundas,
crímenes, torturas, muchos genocidios,
las inquisiciones, forzados suicidios;
todo provocado por almas inmundas.

Infierno en el orbe, las temidas guerras,
pugnas que dejaron tantos mutilados,
negocios de muerte, derechos violados,
mafias y ladrones de sueños y tierras.

El ser inhumano no firma armisticio,
cambian los cañones, no los corazones.
Poder y dinero sangran las naciones,
conducen al mundo hacia el precipicio.

Temible, rabioso, violento y voraz,
mamífero ilógico de instinto asesino.
Con interrogante mis versos culmino
¿Podremos un día respirar en paz?

(CosechaTDP)
27
16comentarios 203 lecturas versoclasico karma: 105