Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

¿Cincuenta palabras?

Venía ahora el cuarto surco:
la aguja iba arando el acetato
se escuchaba en vilo
esa sensación tensante del silencio frito
el de una espectativa ansiosa
mariposeándonos la tripa.
De pronto...
la calma se rompe en mil pedazos
con los ritmos machacosos de un erre-ocho de Roland:
"beat"... "beat-beat" (tu-tu) "beat"... "beat-beat" (tu-tu) "beat"... "beat-beat" (tu-tu).
Y entonces
un teclado —simulando piano acústico— hace lo suyo
va esbozando la melodía ingeniosa
le da forma al nervio
la fibra o el hilo colúmnico de la canción
antes de iniciarse
el susurrado estribillo en la voz de Torroja
y es entonces
que se nos empieza a contar la historia
la anécdota biográfica
de cómo Coloma
abandona a Ignacio mientras éste duerme
sin dejar si quiera una nota de despedida
sólo unas flores tiradas en el suelo del salón.
Nacho al despertarse
termina enredándose en este trabalenguas de mensajes sin palabras
de colores y aromas que quieren decir algo
de códigos sin sentido
éste, es el único nexo amalgante
entre dos seres divergentes.
Ella dirá: "Los ritmos no cuadran;
nuestros tiempos chocan
sin llegar a embonar
".
Él piensa: ¿Cuántas palabras me habrá querido decir antes de marcharse?
¿una... seis... o diez?
¿cincuenta...
o todas las que se le ocurra al mundo?


@ChaneGarcia
...

etiquetas: ruptura, dejadez, descuido, desincronía, palabras, poemaenprosa
5
1comentarios 22 lecturas versolibre karma: 68
#1   Wow un relato lleno de sentimiento brotando de estas palabras llenas de realismo y reflexión
votos: 1    karma: 32