Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 525, tiempo total: 0.007 segundos rss2

Copia extra de amor (Microrrelato 50 palabras)

Preciosa con su bata blanca, podía escucharla tras el cristal enseñando a sus alumnos.
Era su cumpleaños y quería invitarla a comer. ¡Qué orgulloso se sentía de ella!. Y qué culpable por las lágrimas que derramó en su nacimiento. Lo supo después, ese cromosoma dividido… fue mucho más que amor.


Publicado en:
www.cincuentapalabras.com/2017/06/copia-extra-de-amor.html
8
7comentarios 271 lecturas relato karma: 62

Miedo de ti (Microrrelato 50 palabras)

Con miedo y dolorida le miró a la cara. En un intento suplicante le pedía que parase. Pero sus ojos inyectados en sangre y ciegos, ahora desconocidos para ella, ya no sentían su dolor. Un fardo contra el que descargar su ira. Un último golpe y todo se volvió negro.


Publicado en:
www.cincuentapalabras.com/2017/04/miedo-de-ti.html
8
3comentarios 155 lecturas relato karma: 74

Yo... te esperaré siempre (Microrrelato de 50 palabras)

Compañero de alegrías y penas. Siempre a su lado, conectando miradas confiadas en las que se entiende todo.

La velocidad cedió y un golpe seco lo arrebató del regazo amigo. Voló a través de la ventanilla. Solo en el arcén, ya no encuentra su mirada. Hace frío en el corazón.





Publicado en: www.cincuentapalabras.com/2017/05/yo-te-esperare-siempre.html
4
sin comentarios 75 lecturas relato karma: 58

No habrá recompensa para los malvados

- Allah, ya estoy aquí. ¿Dónde me esperan las setenta y dos huríes que me corresponden?

- Yo no pedí tal barbaridad en mi nombre. Nadie te espera.

Rubén soltó el bolígrafo sobre la mesa. Pensó que escribirlo le aliviaría, pero no podía dejar de mirar la cama vacía de su hermano.





Microrrelato 50 palabras publicado en:
www.cincuentapalabras.com/2017/07/no-habra-recompensa-para-los-malvado
7
3comentarios 59 lecturas relato karma: 81

Tal como éramos

Ya no se miraban, ni hablaban, ni se tocaban. El futuro que un día pintaron juntos, se transformó en una sucesión compartida de días anodinos.

Hoy era su aniversario. Cada uno por separado y en silencio, buscarían recordarse en las sonrisas compartidas que dejaron atrás. Mañana... lo volverán a olvidar.





Microrrelato de 50 palabras, publicado en:

www.cincuentapalabras.com/2017/09/tal-como-eramos.html?showComment=150
15
10comentarios 147 lecturas relato karma: 85

Encuentros que pasan de largo

Cuando el semáforo estuviera verde los dos se cruzarían en la calzada. Sin mirarse disimularían no reparar en el encuentro.
Su corazón estallaba cuando pasó a su lado. Una ráfaga de aire trajo su aroma característico. Sabía que durante los próximos diez años, se culparía por no haberle dicho nada.




Publicado en:
www.cincuentapalabras.com/2017/08/encuentros-que-pasan-de-largo.html?s
10
7comentarios 146 lecturas relato karma: 84

Oscura y atrayente obsesión

Allí vería llegar el tren y tendría tiempo para tumbarse sobre las vías.
Apareció a lo lejos y se acercó hasta los raíles. El tren tronó a su paso. Todo vibró dentro y fuera de su cuerpo como las cuerdas de una guitarra.
Faltó un paso más. Tal vez mañana.





Publicado en:
www.cincuentapalabras.com/2017/11/oscura-y-atrayente-obsesion.html
15
10comentarios 145 lecturas relato karma: 87

Jardín de Palabras

Un día, un poeta decide crear un jardín de palabras. Primero planta la palabra afecto: de sus verdes y cálidos tallos nacen las flores del amor, la amistad y el compañerismo.
Luego planta la palabra incertidumbre: de sus verdes y crujientes tallos, surgen las flores del miedo, la valentía, el odio, la compasión y la comprensión.
A continuación planta la palabra orgullo: de sus verdes y soberbios tallos, surgen las flores del egoísmo, la ambición, la necedad, el rencor y la osadía.
Finalmente planta la palabra Poesía: de sus verdes y mágicos tallos, surgen miles de diminutas y coloridas palabras, esparcidas como pinceladas por el caprichoso viento del destino.
El poeta jardinero admira su obra: palabras que caminan, corren, tropiezan, se ordenan. Palabras que pintan y juegan. Por fin su jardín de palabras, tiene sentido.






Del "Domador de recuerdos y otros relatos"
12
10comentarios 187 lecturas relato karma: 96

El poder de las palabras

En tus palabras me recosté, soñé, con ellas me cobijaba, eran el hombro que me faltaba.

Entre ellas me escondía, bajo ellas me abrigaba, con ellas navegaba, eran velero en un mar agitado; en ellas me bañé, eran mojadas, en sus olas me dejé llevar hasta arrastrarme en la playa.

También hacían de cueva, allí donde rápido me refugiaba, cuando el día hostil me maltrataba. En tus palabras conocí la eternidad de un beso y el embeleso que envuelve, de la noche la espera...

Cuantas veces en una „T“ recostada en lo alto volé, mundos nuevos conocí, a la distancia ángeles vi, mundos raros, apariciones, visiones surgidas de un cielo y de nuevo evaporadas. ¿Cuantas nuevas palabras le regalaste a mi diccionario?

En tus palabras reí, las gocé a carcajadas!

En silencio me mostraron, donde sólo habla el amor, sin decir una nada...

Tus palabras eran muralla de una ciudadela en un mundo pasado, tras ellas había amparo, ese que necesitaba, oh si! Cuantas veces me aferré a cada una de ellas y una y otra vez, como buena alumna las repasaba...

Llegó aquel día, las busqué, y el día carecía de palabras, surgieron signos de interrogación y los de admiración como palos me golpearon; cuántos puntos suspensivos desde ese día, frente a mí pasaron...?

Palabras que dijeron mucho; y hoy? No dicen nada.

Benditas tus palabras, en la caja vacía de mi alma, con ternura las tengo guardadas, aunque hoy, por Dios! no digan ya más nada...

PD: Compañeros de Poémame, mi primer Prosa.
leer más   
15
12comentarios 164 lecturas prosapoetica karma: 93

Palabras, palabras....

Palabras y más palabras,
el viento se las llevó,
con heridas en el alma,
solo el tiempo las curó.

Palabras que son bonitas,
son una mera ilusión,
que te hacen creer en algo
rompiéndote el corazón.

Como el lobo disfrazado
con la piel de cordero,
así cometen su crimen
las palabras del trolero.

Cuando sale de su boca
ese dulce caramelo,
te quedas embelesada
mirando el azul del cielo.

Sentimientos anublados
permanecen en mi existir,
volviendo aquellos recuerdos
se asoma una cicatriz.

Las verdaderas acciones
demostradas quedarán
con hechos y no palabras
que jamás regresarán.

Promesas, falsas promesas,
las convertiste en realidad,
abundando las palabras,
palabras..., y nada más.



AUTORA: ALMAR.
Almudena del Río Martín.
DERECHOS RESERVADOS.
27/9/2019.
leer más   
4
5comentarios 121 lecturas versoclasico karma: 93

Palabras

Amé lo que callaban sus palabras,
aquellas palabras no poseían piel,
eran libres de ir a donde le placiera,
palabras sin estar contaminadas ni tóxicas,
tampoco manipuladas sólo nacidas
del más recóndito amor.

Palabras que se clavaban como estaca,
entre la furia imaginaria de la pasión
y el juego macabro del engaño,
entonces yo volvía silente a creer y cortejaba
mis fantasías con su sonrisa plástica.

Palabras que construyeron ciudades
en las noches cuando sentía su
presencia tan autentica,
sin sospechar que era una seductora
espía con el objetivo de observar mis esquinas.

Palabras, hoy son agua de sangre
derramadas en el olvido.

Yaneth Hernández
Venezuela
leer más   
12
5comentarios 115 lecturas versolibre karma: 62

¿Por qué escribo cuando escribo?

Hay un momento en que la palabra oral necesita ser escrita. Como si ocupara otro momento de la historia. Otro cantar, como el tango.

Un momento que allana las posibilidades más básicas desde la invención de la escritura. Desde que aprendimos que debemos anotar las cosas para no olvidarlas. ¿Realmente olvidamos todo lo que no anotamos? No, rotundamente no. Porque entran en juego acciones mentales que hacen que no nos olvidemos. La memoria selectiva, dicen.

Escribir es poner fin y dar comienzo. Es un punto de partida y llegada al mismo tiempo. Como un túnel íntergaláctico que vaya a saber a dónde nos conecta. Es terminar de hacer real lo verbalizado. Porque a las palabras se las lleva el viento, y el viento, sopla cada vez más fuerte.

Escribir implica escribir. Pasarlo a otro soporte, perder la inmediatez que tienen los días de invierno. La calidez que tiene la primavera. Bajarle la velocidad a la locución descontrolada. Saludar con palabras y besos, cruzar la frontera con el mensaje. ¿Besos? Sí, piensen en cuántas palabras se necesitan para un beso. Cientos, miles, algunas pocas. Da lo mismo. Se necesitan al menos dos: te amo.

Pero escribir también es dedicarte un momento único. Sentir los sentimientos desde la cabeza hasta el acto mismo. Es confesarnos, pedir perdón, declarar la guerra y rehacer constantemente la oración. Borrarla, mejorarla, no cometer los mismos errores, tomar distancia y volver a comenzar. La vida misma. La escritura.

No escribo para esconderme en mis palabras. Nada más errado, que pensar que un escritor se esconde. Se ponen en juego los sentimiento y las emociones, se construyen mundos que nunca existieron o se reviven otros que murieron. Se nutren historias de las historias, pero nunca se esconden. Jamás.

Esconderse en las palabras, o entre ellas, es tartamudear una carta de amor, no cantar en la ducha. Decirlo en voz bajita, aceptar con vehemencia lo que no estamos de acuerdo. Yo, prefiero la voz fuerte y clara, las palabras duras y escritas, mi amigo. Que la vida se nos pasa escribiendo.
leer más   
15
10comentarios 142 lecturas relato karma: 80

Te debo un poema de amor

Tal vez fue entre la niebla o cuando el otoño caía,
ayer cuando temblaba, el año pasado o el anterior,
quizá fue entonces, se me rompió un poema entre los dedos
antes o después de que el dolor se desvaneciera
el poema quedó en suspenso, prendido a un recuerdo,
que ya no vivía,
flotaban las palabras de siempre, tan rozadas, tan sentidas
entre tú y yo, piel, renuncia, abrazo, deseo,
nada nuevo entre los amantes, a estrenar para nosotros,
renacíamos juntos, creímos reinventar
eso tan trillado que florece en primavera
o cuando el frío ahoga, eso que llaman amor, amor eterno.

Y fue tan lento, tu abandono, tan lento como un adiós
que no se nombra, y su sombra crece, abraza el alma
y se congelan las palabras, y nada suena entorno a ti,
poco a poco te vas, y tu sonrisa queda atrapada,
en el olvido te fundes y tu voz se apaga y tu risa
es eco en la cima de una montaña que no alcanza
el cielo que prometías.
Y regresas a tu paz, dejándome el tormento y la vergüenza,
soledad inesperada,
mentiras habituales, traición por costumbre,
vulgar aliado de la cobardía tu silencio,
te comprendo, tan manido, tan usado,
nada nuevo y un poema encerrado
que gritaría orgullo y decepción, horas entregadas,
ternura malgastada, amor vencido, antes y ahora.

No hay letras desnudas, todas van vestidas de piel desgarrada,
no hay alma que no se encoja entre sentimientos.
No hay poema de adiós que no estalle y escupa tinta de odio
hasta que las palabras y su dolor acuden solas al poema,
un poema al que las palabras empujan, palabras que se rebelan,
entonces y ahora, saben ser promesa,
luchan por ellas, se niegan a no ser,
palabras que cumplen y son
un poema de amor.
9
2comentarios 204 lecturas versolibre karma: 52

Palabras

Se cruzan

Entrelazan palabras

De hoy, de ayer,

De aquella madrugada.

¿Qué dicen?

No se,

Me llaman.

Palabras cruzadas,

Ideas voladas.

Cruces, picos, montañas

Con tonos de verde y naranjas.

Dibujan,

Diagrama.

Ideas, palabras.

Se cruzan,

Entrelazan.

Me llaman.

Sus ojos,

Sus labios,

Su nariz dibujada;

Sus tonos de grises,

Sus palabras calladas.
15
2comentarios 169 lecturas versolibre karma: 103

Palabras

Mi pluma se sesliza
suave sobre el papel,
letras se juntan
y forman palabras,
palabras vacías
que desaparecieron
allí al amanecer.

Han perdido la esencia
han perdido el sabor
palabras sin vertebras
su columna se quebró.

Esparcidas por el campo
sin sentido sin razón,
desesperada quiero juntarlas
darles de nuevo sentido
darles de nuevo corazón.

Palabras perdidas,
una atada al árbol,
otra esta pegada a la flor;
una a mi vestido
otra a tu pantalón.

Tengo que recorrer las paredes
del aposento
de la habitación,
palabras clavadas al techo
quiero de nuevo juntarlas
para que canten una canción.

Una se perdió en el rocío
la otra en la lluvia
que cayó,
la otra desesperada
por tu ventana
se escapó.
Le huyó a tu silencio
y en la montaña se escondió,
quiero buscarla,
quiero encontrarla,
le hace falta
a mi dicción,
quiero juntarlas a todas
talvez encuentran
de nuevo un amor!
leer más   
21
20comentarios 185 lecturas versolibre karma: 98

Letras y Tú

Palabras que no busco,
están en mi ventana,
palabras en el umbral
de mis entrañas,
buscarlas no necesito,
cuando tu nombre musito
todas tienen alas,
vuelan hacia mí
invaden mi cuerpo
buenas y malas.

Palabras que nunca vi,
nuevas palabras nuevas
que tejen como arañas,
quedan de mi mente
prendidas,
alimentandose de la nada.

Vuela letra por letra
palabra por palabra,
unas acarician mi rostro
otras dando bofetadas,
lo relevante es
que cuando pienso en tí,
que vuelen hacia mí,
y fecunden,
esta alma agitada...
leer más   
16
14comentarios 229 lecturas versolibre karma: 89

La muerte no tiene palabra

La muerte no tiene palabra.
Se pasea burlona sobre el acantilado que es tu vida.
Te ve fijamente a los ojos como queriendo enfocar una a una tus desgracias y pobres desventuras.
Si sigues así, no lograras engañar el reloj de arena que marcará tu destino.

Cara o cruz es el volado de tus esperanzas.
Blanco o negro el color de tus tempestades.

La muerte conoce todos los detalles de tus pesares, casi al igual como tu conoces mis propios dolores y sufrimiento.

La muerte te toma de la mano y calcula el pulso de tus tragedias.

Fría e inerte es la sumatoria de tus verdades.
Oscura y opaca es la gloria de tus sueños rotos.

La muerte te seduce porque en sus brazos te quiere.
Sabe muy bien apaciguar cada una de tus tempestades.
Y va planificandoperfectamente todos los tiempos que aún debes.

La muerte no tiene palabra.
Te ofrece la paz en un sepulcro húmedo y vacío de caricias.
En donde el silencio es tu premio supremo.

Al polvo te llevará cuando te atrape de pronto.
Y en el sueño eterno de los justos desearás poder escribir tu nombre.

Pero no depende de ti burlar su fuerte espada.
Porque ella te quiere cuando menos la llamas.

La muerte no tiene palabra.


Poesía.
Miguel Adame Vázquez.
26/01/2015.
11
sin comentarios 220 lecturas versolibre karma: 40

Palabras nuevas

.
No hay tantas metáforas, ni palabras justas
para decir como me amas, como se eriza mi piel
como me delatas con tu brillo…

Y se escapa en un vuelo de caricias mi cabello
esperándote, sin querer enredarse en mis deseos sin ti…

No voy a inventar palabras nuevas
no puedo explicar como siento
sólo eres tú escribiendo en mi mente
deletreando mil versos en mi piel…


soundcloud.com/lola-bracco/palabras-nuevas-tres-versos (Lola)

.
14
9comentarios 226 lecturas versolibre karma: 83
« anterior1234527