Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 27, tiempo total: 0.004 segundos rss2

La hormiga filósofa

Con la vista desenfocada pude ver
un rastro de hormigas excitadas por el sol.

Parecía que estaban tejiendo el césped
sobre el que me hallaba tumbada.

Su movimiento era caótico,
o al menos tuve esa impresión.

Hasta que una logró subir
al libro que estaba leyendo.

Era la hormiga filósofa de Platón.
8
1comentarios 142 lecturas versolibre karma: 49

Contando estrellas

Infinitas, siempre se me escapa alguna
a pesar de su tintineante quietud.
Eclipsando hasta la amplitud
de la mismísima luna.

Perennes en el universo,
lunares del cielo,
como las estrellas de tu eterno cuello,
idolatradas en forma de verso.
leer más   
11
6comentarios 111 lecturas versoclasico karma: 67

La tarde

Decae la tarde aquí,
y los rayos rojizos me traspasan,
te amo, me digo a solas,
y tú, me contesto, no me amas.

No quiero romper silencio,
ni forzar mi lengua vana,
no busco librar mi alma
de todo este tormento.

Te amo,
y no me amas,
pero prefiero ser estatua
a delatarte mi duelo.

Porque antes que arriesgarme
a perderte por mis desvelos,
prefiero amarte así,
como si estuviera a lo lejos.

Lejos como está el sol
que se pone tras el brezo,
que calienta en mi frío,
y enrojece mis ojos secos.
leer más   
6
sin comentarios 144 lecturas versoclasico karma: 80

Amor platónico

Pasas delante de mí, me oculto
y no te conozco,
pero deseo estar a tu lado,
¿no resulta irónico?

Me miras, sonríes y saludas,
se enciende mi rostro
del tímido color vergonzoso,
de un pálido rojo.

Y sigues, sin parar, tu camino,
jovial y con gozo,
y yo quedo dolido y lloroso,
hundido en el lodo.

Contrastes del amor imposible,
quizás misterioso,
de ese joven soñador romántico,
por siempre platónico.

No ser correspondido difiere
con querer a fondo,
y un corazón que late fogoso,
con corazón roto.

Como el viento que arranca las notas
en un dulce soplo,
y torna en un quejoso lamento
con su silbo ronco.

Como esas lágrimas transparentes
que vierten los ojos,
y semejan al tibio rocío
llorar tembloroso.

Como lánguidas hojas que caen
en un nuevo otoño,
al manto dorado
que parece de oro.

El contumaz y retumbante eco
que me deja sordo,
pensamientos que angustian la mente
gritándome a coro.

Así fue mi amor idealizado,
sutil, sigiloso,
dañino, cruel, oculto en la sombra,
pero...tan hermoso.
8
sin comentarios 50 lecturas versoclasico karma: 74

Cuentos y leyendas V (a @Letizia)

Necesario es que sepas
que hablando contigo
me siento como si estuviera
al pie del Monte Olimpo

Escuchando los "Diálogos"
de Platón mismo;
u oyendo a Sócrates
contarnos sus mitos;

Riéndonos juntos
-de algún cretino-,
es como estar con
Parecelso y oírle alabar
a Alida y las Nereidas,
y también, ¿por qué no?
describiendo a sus silfos.

Contemplar tu sonrisa
me recuerda a Artemisa;
besar tus dulces labios
es como degustar con Baco
-para los griegos Dioniso-
el mejor de sus vinos.

Oír tus palabras
es como si narrara
el propio Esopo,
sus fábulas y moralejas

Y al unísono oír a
Herodoto en su trino
contarnos de Grecia
toda su historia,
sin un desatino.

Contemplar tus ojos
o sentir cómo tu boca
exhala un suspiro
para mi es como estar
en la propia gloria,
sin temor al destino...
leer más   
10
8comentarios 119 lecturas versolibre karma: 106

Me cuesta tan poco...

Me cuesta tan poco amarte
que ni me doy cuenta y ya lo he hecho,
aún sabiendo que me equivoco
siento el ardor en mi pecho.
Es curioso enamorarte,
me cuesta tan poco.....

Amarte es mi sino de propio derecho,
derecho inconsciente, un acto reflejo,
sensato es no hacerlo y en cambio me dejo,
me cuesta tan poco....

Amarte es la nota tocada en el arpa,
que suena muy flojo y se queda clavada,
me cuesta tan poco soñar tu mirada
que cierro los ojos...

Te veo dormida o recién levantada,
amarte es pensarte, no me cuesta nada...
Es como rodar en la arena mojada,
reboza con gusto y me desenfada.

Adoro el regusto que deja en mi almohada
amarte de noche y por la mañana,
te amo en el coche, te amo en la playa,
aunque tú no estés, mi mente se explaya...

Me resigno a apostar por los futuribles,
tu vida y mi amor aún no son compatibles,
opto por amarte, que eso sí es factible,
me cuesta muy poco y no es imposible.
Me siento tan solo....
leer más   
14
8comentarios 95 lecturas versolibre karma: 117

La amante del bosque otoñal

Camino por una senda
forrada de piedras y todo oscurecío
al llegar el ocaso,
un tono vino tinto amanecer
cubrió todo el paisaje.

Entré a una elíptica morada
rodeada por globos refractarios
eran cuartos enormes
con espejos vítreos
y se formaban los espacios en el lugar,
y aparecían todos los objetos
al pasar
y era desconcertante...

Nubes de color añil
me señalan una puerta
que me conducen
por un pasaje de lentejuelas
el silencio es sabiduría y me atrapó.

Y muestran unos patrones de vida o mapa...
Rodeada de tanta información
volaba y vi a mí alrededor
olas de gran magnitud
presentía que alguna vez estuve ahí...

El cielo era brillante
como de verano
me detuve en un apartado recodo
y veía imágenes borrosas
de apariencias ya vividas
y me sentía muy feliz.

Y como de la nada veo sentado
a mi amado, de los ciruelos de otoño
quien se levanta de un camastro o lecho
y me anima a caminar con él...

Tomamos las piedras de un río
y las escondimos
nos portamos mal, nos enamoramos
caminamos juntos tomados de la mano.
Lo dejaría todo por volver ser
la amante del bosque otoñal.

Levitando entre sonidos
amando mi camino, amándote
el sonido del viento
chocando contra el tiempo...
leer más   
10
6comentarios 169 lecturas prosapoetica karma: 108

¿Qué esconden tus ojos, mística y selvática mujer?.

¿Qué esconden tus ojos, mística y selvática mujer?.
Como dos cuencas milenarias
atraviesan el pórtico etéreo
y me llenan de insospechable melancolía.
¿Qué tienen tus ojos pedernales?
Como distantes 
preñados con aromas de eucalipto y menta
que no alcanzo sostener
por temor a brujería o hechizo,
llenos de luna llena están.

Tus ojos cautivan hasta la más furtiva noche palidece.
Me conformo con mirarte de lejos
por temor a tu sombra omnipotente quedar prendido.

¿Qué tienen tus ojos?
belleza blanca castellana que la pasión despierta
los voy a mirar en reversa
para que la aurora del bosque
no los empañe.

¿Son tus ojos terrenales?
¿O traídos de un lugar fuera de contexto?

Vertidos en la catedral del silencio
tus ojos hacen morada
donde el repique de campanas
hace mucho tiempo
abandonó su eco
y dejó caer un ramo de flores
como grandes lenguas de mares
de múltiples colores
que el viento otoñal se los llevó.

No sé que esconden tus ojos.
como escogidos por el veneno de la indulgente noche
socava los cimientos de este corazón partido
que sueña con amarte en secreto
y compartir solo, sin nadie por testigo
tu mirada punzante como lava oceánica.

Cuando el cielo estrellado abandone su estancia
el sortilegio de tus ojos los consumirá el mar.
leer más   
18
18comentarios 295 lecturas versolibre karma: 112

Tú no sabes

Tú no sabes cómo me tienen tus labios,
tú no sabes cómo me tienen tus ojos,
tú no sabes cómo me sonrojo cuando sé que te veré,
tú no sabes cuánto le hablo al tiempo de ti,
tú no sabes cuánto te pienso,
tú no sabes cómo se acelera mi corazón cuando sonríes,
tú no sabes cómo me sudan las manos cuando tus dedos tocan sutilmente mi hombro en medio de las risas inocentes que provocan esos malos chistes que digo por los nervios de tenete cerca,
tú no sabes cuánto te sueño,
tú no sabes cuánto te he esperado,
tú no sabes lo mucho que me gusta mirarte cuando me miras,
tú no sabes cuánto escribo de ti,
cuánto escribo para ti,
cuánto escribo por ti,
tú no sabes lo feliz que me hace saberte feliz,
tú no sabes cómo anhelo tomar tu mano,
tú no sabes cuánto te quiero,
tú no sabes cómo me preocupo por tu bienestar,
tú no sabes cómo me haces olvidar todo al escuchar tu voz,
tú no sabes cuánto te busco,
tú no sabes cómo te protejo a la distancia,
tú no sabes lo cobarde que me siento cuando te tengo enfrente y no puedo confesarte nada,
tú no sabes lo importante que eres para mí,
tú no sabes cuántas canciones te he dedicado,
tú no sabes cuántos momentos imagino a tu lado,
tú no sabes que tu aroma me transporta,
tú no sabes que tu cabello me fascina,
tú no sabes que tu forma de ser me hipnotiza,
tú no sabes que yo,
tú no sabes de mí,
tú no sabes de esto,
tú no sabes.



⭐A⭐
leer más   
9
11comentarios 162 lecturas versolibre karma: 92

Desde mi Ventana

Allí estas tú, sola con tus plantas.
Inicias con las calas, paseando por los lirios, te entre tienes con las rosas, mientras juegas en la grama con las verdolagas rojas, azules, amarillas y moradas.
A veces quisiera ser Tomas, ese gato blanco de manchas oscuras que te observa de cerca, encaramado en la enramada moviendo su cola lentamente, esperando que lo llames para acercarse a ti y jugar entre tus piernas mientras acaricias su espalda.
Con cada sorbo de café que tomo pausadamente, me deleito de ese paisaje que me regalas.
Hoy llueve, arranca el invierno; ya no te veré en las mañanas, solo me queda esperar el próximo verano para tomar el café mientras te contemplo desde mi ventana.
leer más   
4
sin comentarios 47 lecturas relato karma: 43

Mito de la caverna

Es la forma en que abandonamos

las sombras de la cueva de Platón

para enfrentarnos a la realidad exterior

lo que subrayé como punto de inflexión.



Dejar atrás a los monstruos, la oscuridad

que ennegrece pechos y vidas, inseguridad

que bañan las danzas deslumbrantes

de unas sombras que se golpean entre ellas mismas.



Una confianza que rebosaba y podría presumir

de sí misma es todo lo que tuve entre mis armas.

Años de creación de sombras y ni siquiera era capaz

de filtrar la luz a través de sus incontables canas.



Un cervatillo que se lanza fiero al campo

puede concluir en un final despedazado:

paralelismo sorpresa entre las ganas de devorar mundo

y acabar siendo devorado.



Traga y nos escupe en la cara:

A pesar del trofeo en tu estantería eres humana.

A pesar de la nota más alta eres humana.

A pesar del peso de tu corazón siempre serás humana.



Puedes negar lo que amas,

puedes negar lo que tienes,

pero nunca podrás negar

de dónde provienes.



Llevar por bandera la identidad

frente a la emoción que nos besa.

Los corazones más grandes

tiemblan más por lo que pesan.



No temas si echas de menos las sombras.

No tiembles si deseas volver a la cueva.

La realidad es el mayor acto de humanidad;

nos comportamos como si no lo fuera.



Hay que regresar al punto de partida,

versar el mundo en la humanidad;

continuar el punto y coma de la caverna

con dos puntos en la realidad.
9
4comentarios 131 lecturas versolibre karma: 97

Física platónica

Es tu materia carnosa
la que curva mi espacio- tiempo.
La fuerza de tu indiferencia
me atrae hacia tu centro
pero nunca sucede nada
en tu horizonte de sucesos.
Toda la luz que te doy
cae en tu agujero negro.
La velocidad de tu desprecio
centrifuga mi cerebro
y la química no surge
a pesar de mis intentos.
Cada mañana me miro
en mi platónico espejo
sabiendo que nunca estará
a mi lado tu reflejo.
Colisiono mi esperanza
en tu túnel de desaliento
y el detector de partículas
solo capta mis lamentos.
Entro en ebullición
cuando me acerco a tu hielo
y en tu cero absoluto
sigue ardiendo mi fuego.
Estás hecha de neutrones,
no tienes nada más dentro,
no te afectan mis emociones
ni mis latidos eléctricos.
Sigue habiendo repulsión
aún siendo polos opuestos.
No emites radiación,
no tienes ni sentimientos,
no reaccionas a nada,
eres inerte elemento,
un gas noble que no ama
de número atómico cero.
Necesito de tu amor
para calcular su peso
pero no me salen las cuentas,
lo que pesa es no tenerlo.
Se que todo es relativo
y aún así no escarmiento,
tú no sabes ni que existo
mientras muero de deseo.
leer más   
13
4comentarios 175 lecturas versoclasico karma: 98

En tus pupilas

La unión de dos almas gemelas
son reflejos de horizontes infinitos,
pero, dime, qué hago
si vi pedazos del universo en tus pupilas
y tú cerraste los ojos para no verme.
leer más   
19
6comentarios 126 lecturas versoclasico karma: 90

Binomial

No hay distribución perfecta
para hallar la probabilidad del sentir,
de una persona por otra,
quizás reformular las variables
en R-Studio ,
colocando los valores precisos;
encontrando el infinito
u observar que no eran variables correctas,
como el NaN.
Quizás ,
no sabes de lo que hablo
está bien , es mejor que no lo sepas,
pero la binomial comienza a tomar forma,
agarramos la confianza al 95%,
esto no se trata de varianzas
crece de forma exponencial,
llegando a puntos
álgidos,
claves.
La primera salió error ,
como quien no conoce lo que es el amor,
el segundo intento es más meritorio,
la miro, sonrío
hemos logrado avanzar de fase
investigo , busco , encuentro y aplico
pero prontamente
llegada la noche
me escribe ,
me indica, me refiere, me textea, me sacude
que el error no era nuestro ,
era de él,
comenzamos de nuevo,
esto se pone bueno,
se hace divertido,
si esto nació de manera casual, porque no
pedir que esta casualidad dure más de lo pensado
Aplico un bucle
a esto para que no acabe nunca
pero recuerdo que todo tiene un inicio y un final
es el "Choque" más fugaz que pude tener
inicia en cero
pero
le recuerdo que habrá que ponerle un límite ,
que no sobrepase a la muestra
de lo que yo siento por ella
Fue diez el escogido ,
así nació
la primera premisa con las variables
escogidas
entramos a la iteración
del inicio del desenfreno
aplicamos la fórmula
aquí yace el tercer error
fue clave aprenderlo,
nos miramos a través de un gesto
mimetizado a través de un sticker de Whatsapp
yo sonrío tímidamente
aplico una nueva solución
sale a la primera
Su alegría es inminente
la binomial ,
fue hallada
mostrando así el resultado ideal
como jugando
hallamos la respuesta
a tan gran problema
hallar la probabilidad de lo que yo siento por ti.
No diré el número exacto de está probabilidad,
no me compete
pero debiste de haberte dado cuenta,
de que a mi me importa un bledo
eso,
yo tengo mi distribución perfecta
"TÚ".
leer más   
6
1comentarios 69 lecturas prosapoetica karma: 63

Recuerdos de Gran Canaria

Y el rumor callado de las olas
anuncian un tranquilo despertar:
nubes que ribetean el lugar
inventan el día calladas, solas.

Esperando que tú te levantes
regalándoles una sonrisa
fundida con la brisa,
enredada en cabellos radiantes.

Los elementos te han despertado,
intentan susurrarte un mensaje
atrapado tras un largo viaje...
no pueden decirlo, está cerrado...

Nubes y olas se alejan llorosas,
acariciando almas y rosas.
leer más   
3
sin comentarios 33 lecturas versolibre karma: 42

Yo, Kaspar Hauser

Apareciste de una cueva oscura
con tu fiel caballo de madera.
Espejo ante una sociedad que te odió por existir.

Quiero ser jinete como lo fue mi padre.

Delicada arpa de Schiller,
desafinada por subordinadas y burguesas manos metálicas.
Nada de extraordinario dejaron en ti.

Quiero ser jinete como lo fue mi padre.

Mientras les escupías inocente libertad,
te civilizaron y asesinaron.
Descansaron en paz.

Quiero ser jinete como lo fue mi padre.


Cuestionaste a Dios con inocencia
mientras Dante bajaba al infierno
con Virgilio de la mano.

Quiero ser jinete como lo fue mi padre.

Allí estabas tú
tras salir de la caverna de Platón.
¿Sombra salvadora o letal?

Quiero ser jinete como lo fue mi padre.

Caballito fénix
de madera pulida
por caricias de un tiempo atemporal.

Quiero ser jinete como lo fue mi padre.

Sobreviviste al tiempo y a la ignorancia
como una llama en la oscuridad
cabalgando como tu padre.


* Kaspar Hauser apareció el 26 de mayo de 1828 en las calles de Nuremberg y murió asesinado el 14 de diciembre de 1833. El 13 de marzo de 1982 tras las obras de rehabilitación de una casa en Schloss Pilsach, a 30km de Nuremberg, se encontró un caballito de madera en el interior de una cueva oculta por un tabique.
2
sin comentarios 66 lecturas versolibre karma: 25
« anterior12