Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 7101, tiempo total: 0.007 segundos rss2

Amherst. Massachusetts. 19 de diciembre de 1848 / un distante silencio

Que tarde nos acoge el cierzo
cuando peldaño a peldaño caen las horas
y hay tras la ventana una migaja de voz
que desnuda su vuelo en transparencias.

Nos ciñe la noche
con su gesto todo de ver lo indiferente
de estar cerca del álamo esperando.

Cuando llegue el azul quiero estar viva
ser una pálida intimidad entre su mano y mi boca
un distante silencio.

Déjenme sola aquí con su mirada
Donde hay un cierto sesgo de la luz
que nada importa.
leer más   
4
1comentarios 535 lecturas versolibre karma: 16

Apenas el viento

El viento es frío,
mejor así.
Así,
se adormece la piel
y dejan de doler las heridas.

El viento,
el frío,
mi sangre.

Hay momentos
en los que es imposible
no morirse de pena.
No te dan tregua
y te fulminan.

Pero menos mal
que existe el viento.
Y menos mal,
que a veces es frío.
Porque así,
de vez en cuando,
apenas siento.
leer más   
5
6comentarios 412 lecturas versolibre karma: 27

Ensoñaciones

De mi boca humeante, salen
como en un baile
siniestro y calcinado,
todos los deseos que pido
y que me son negados.

Su forma caprichosa
invita a jugar despacio,
moldeando su lenguaje.
Se enredan entre mis dedos
decorando con sigilo y delicadeza,
la desnuda sencillez de mis manos.
leer más   
8
2comentarios 272 lecturas versolibre karma: 9

Lejos de la poesía

Y repentinamente un verso,
uno tan solo, vehemente, desaliñado,
iracundo y grasiento,
sin penas ni tormentos,
como un navajazo justo en el pecho,
que muestre los embustes y traiciones,
el fraude que hice en mis certezas,
los sueños esfumados,
mi escasez de misericordia, mi indolencia,
las trampas en el camino, el trapicheo
que cometí en mi propia historia,
un verso que brote en mis vísceras
y se infecte
y después muera con la última palabra.

Siempre habrá armonía después de la música
y un nuevo lugar lejos de la poesía.

Canet.
leer más   
14
sin comentarios 459 lecturas versolibre karma: 25

Perspectivas

La perspectiva de un beso
promete luces y prodigios,
suspiros pequeños,
pequeños gemidos.
Pinta olas púrpura
en mi cuerpo entumecido
que arrastra calor efímero,
en el efímero sueño
de abrazar la vida contigo.
leer más   
6
3comentarios 268 lecturas versolibre karma: 10

Caos

Como el agua contra el fuego,
la piel contra los golpes
el ruido desafiando al silencio.
Mi sangre se desborda,
las venas se tornan cuerda
donde la rabia se tensa.

Yo decido si hacerme guitarra
para crear música con las venas,
o ser funambulista temeraria
y caminar sobre ellas
sin equilibrio ni red.
Retar a la vida, otra vez.
leer más   
8
3comentarios 380 lecturas versolibre karma: 37

Una mañana

Espabila la mañana,
el crujido del sol
que se ha levantado azotando la ventana con luz y polen.
Le replica la blasfemia
que provoca el aullido del perro herido
que escapa en dirección a Plaza Castilla,
dobla la esquina, se esconde y silencia.

Paseo de la Castellana.
Progresa un coche conducido
por un lunático que ha heredado la malicia
que le falta al vagabundo que sentado espera.
El pavimento gime bajo los zapatos
de unos cuantos groggys,
los teléfonos continúan iluminados.
De la hediondez nacen imprecaciones.
Un gorrión se detiene en los jardines
y fugaz inicia el ascenso
con un gusano balanceándose en el pico.

Canet.
leer más   
9
2comentarios 284 lecturas versolibre karma: 16

El miedo sabe pintar retratos

Detrás de la piel blanca
acechan los colores de la vida.
Se agolpan
contra el muro infranqueable
de una herida,
y mueren sin probar
el pincel que sostiene su mano
agarrotada por el miedo.
Es incapaz de ver el lienzo
que se extiende ante sus ojos,
y desnuda se rompe
en una noche donde el silencio,
se encarga de borrar
cualquier atisbo de valentía.
leer más   
8
5comentarios 424 lecturas versolibre karma: 10

Poesía

Poesía,
tu voz no precisa de mensajeros
para manifestarle al mundo
que acepto el salto al vacío,
el equipaje sin pasado,
el fuego que hace de mí
ave,
piel,
ramaje,
hombre asomado a la ventana,
viajero de un tren que sale con retraso.
Admito que contigo
soy sueño que se contempla desde dentro
y que me conquistas con tu atuendo
de carne
y palabras.

Canet
leer más   
8
sin comentarios 335 lecturas versolibre karma: 8

Pienso en ti

Pienso en ti desde la lejanía
vivo para por ti vivir
pienso y sufro con melancolía
que esto no es vivir, es morir.

¡Cuánto tiempo sin tu caricia!
Sin de tu mano poder ir,
Tenerte en mis brazos, con avaricia,
Y solo me queda sufrir…

Pasan los minutos, las horas, el día,
Pasan y esto es morir,
Pasan sin que seas como lo eras, mía,
Sin poder ese amor subir.
leer más   
8
1comentarios 273 lecturas versoclasico karma: 10

La mejor arma, tu risa

Si nos duele la distancia
la atacamos de un disparo
de sonoras carcajadas.
Y en solo un instante,
conseguimos que se esfumen
los kilómetros,
el agua,
la tierra y el aire
que se ponen por delante
de nuestro particular invierno.

Crueles asesinos de olvido
de distancia y de dolores,
cosemos a tiros
aquello que no queremos,
y todo lo que no pedimos.

Al llegar la noche,
la cama está vacía
y la soledad estalla.
Por suerte,
aún nos queda una bala.

La luna se asoma
y se acabó el combate.
Por fin ambos soñamos
con la misma esfera.


La risa,
una vez más,

ha vencido esta batalla


Así que vamos:

Apunta,
dispara,
y ríe.
6
2comentarios 260 lecturas versolibre karma: 26

Alma

La estás dejando morir,
ahora te das cuenta.
A la deriva va una hoja seca
por las arterias del río,
directa al corazón de la tierra.
Quizá, sea tu alma.
Ojalá fuera ella…
Pero es tan terca,
que es inútil doblegar la fuerza
de ésas alas con las que vuela.
leer más   
9
4comentarios 340 lecturas versolibre karma: 40

Última confesión

Tengo reservada una mirada cómplice
por si te encuentro en otra piel,
por si tus ojos me miran en otro cuerpo
y mis manos acarician unas alas como las tuyas.

Ya pagué por adelantado
todos los pecados que no cometeré,
tengo el perdón, no de dios,
sino de la mujer que conocí.

Ya no somos los mismos,
es cierto.
Tú llevas una sonrisa de más,
yo no encuentro la herida que me falta.

Voy a guardar todo lo que tuve para ti
en un poema como este.
leer más   
13
4comentarios 334 lecturas versolibre karma: 30

Como un susurro

Como un susurro
de brizna azul
llega tenue a mis sentidos
tu majestuosa voz.
Busca sitio en mi huesudo armazón,
se codea con cualquier leucocito
y lo inunda todo.
Si alguna sombra me oculta
o si la neurona de guardia dejó
de pensar en ti,
la primera sílaba que surge
de tu garganta, voltea,
supera el eclipse lunar.
Ondas hertzianas que sin saberlo
llevan impreso tu nombre, me
acarician el tímpano y
dejan unos gramos de plumón
flotando en el ambiente.
Una día quemaba malas ideas,
los músculos no respondían,
saltó la chicharra
y se inundaron mis poros
del canto angelical – bálsamo inesperado –
que se grabó en el disco duro
fortaleciendo
la fe en un mañana
de despertar
diferente
bajo un aire estepeño
con el móvil fuera de cobertura.
9
4comentarios 240 lecturas versolibre karma: 11

No me vengas

-No me vengas con tus océanos de temores inesperados.
Ni con tu vacilación escondiendo cobardía.
No me vengas con interrogaciones
que no desean soluciones.
Ni con la argumentación de extremidades
agotadas de tanto remar.
No vengas con movimientos sosegados
que alardean seguridad,
ni con certezas que bien podrían ser trapecistas en paro.
No, no me vengas con tu pose circunspecta
determinando qué es justo y que no.
No me vengas con filosofías argentinas
de esas asequibles,
cuando bien vendría un silencio rotundo,
y no me vengas con que te joden mis protestas
porque a mí,
me consume la ineptitud de tus acciones.-

Entonces dije: "-Creo que ni yo lo podría haber dicho mejor"-
Y llené otra copa de vino...

Canet
leer más   
15
sin comentarios 184 lecturas versolibre karma: 11

Bailemos

Quiero bailar contigo eternamente,
al son del aleteo de las mariposas,
en un día de primavera.

Deva.
7
8comentarios 178 lecturas versolibre karma: 17

Palabras

Escribir un verso
que carezca de significado.
Salir al patio,
inhalar la noche,
no esperar nada de nadie,
no pretender ya nada.
Entreabrir tan sólo las manos
y de entre los dedos
levanten el vuelo, silenciosas,
palabras.

Canet
leer más   
8
2comentarios 206 lecturas versolibre karma: 39

Poesía

Dale oportunidad a la poesía;
que sienta a través de tu ser,
que hable,
deja que su sonido se oiga
como el aire
deja que la velocidad
lo produzca.

Deja que llene de paz tu alma,
siente que viene del más allá
del misterio ancestral
y de lo que está aquí
y no se puede explicar.

Que las oscuridades de tu niñez
provoquen el miedo,
y que la soledad de la ausencia
despierten tu inconformidad...
tu rabia.

Y renuncia
que tu alma dirija la mano y la pluma
para escribir poesía.

Que tus lágrimas sean como tinta
que escriban tus recuerdos de dolor y de pena
y la alegría de tu niñez.

Que nada te detenga;
ni la luz ni el ruido
ni tu mundana vida,
ni tu estúpida realidad incomprendida,
que seas tú y tu tiempo,
o mejor
tu no tiempo,
lo que haga la poesía.

Abre la puerta
a tus sentimientos de amor escondidos,
que el valor y la candidez de tu corazón
griten a través del escrito...
¡te amo¡ ¡te quiero! ¡te necesito¡ ¡soy feliz! ¡quiero ser¡...

Que la poesía te exprese
hasta que tú seas poesía.

Que se fundan los dos,
como un todo
y como una nada,
que tu visión sea una llanura interminable;
o mejor
que no sea llanura,
solo un algo
o una nada interminable.

Que puedas viajar,
ir y venir
sin miedo
sin tiempo
sin ataduras...
ni pena ni gloria
solo tú...
ser poesía.

Que el escribir se haga poesía
y que ella sea quien te haga escribir,
hasta que vuelva a hacerse una sola cosa
o mejor,
una sola nada.

Lisemelino
leer más   
10
sin comentarios 168 lecturas versolibre karma: 40

Hello a las armas

Hasta que las balas me separen.
El dolor viene a decir algo así, creo.
Y, sin embargo, le llamo.

Vacío su revólver en mi vaso.
Una vez lleno,
me dedico, en exclusiva,
a los tragos.

Como si las riendas de la adicción
las llevaran mis entrañas.

La garganta vestida para la ocasión
de proyectiles en paseo de gala.

Poniéndole una corbata a la pólvora
y una reverencia al gatillo de
"qué bien se aprieta, señor".

Sobornar a la voz interior
para que me haga los coros.
Traga, traga.

Hacer palanca con la lengua
para recibir los impactos
en el principio del alma.
Llegar a la arcada.
Pausa.

(R)Evolución.

Autodiagnosticarme fénix.

Mi as en la manga es una maniobra de Heimlich.

Escupir un par torniquetes al pasado y
amenazar con llave de judo al mañana.

Pedirle permiso a las heridas para que,
después de una casi fase terminal,
la sangre guarde reposo en la cama.

Qué quizá no sea el último en disparar
ni el mejor pistolero,
pero qué calidad tiene mi pecho
cuando se trata de recibir a las armas.

~María Donoso~
11
2comentarios 240 lecturas versolibre karma: 11
« anterior1234550