Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 91, tiempo total: 0.005 segundos rss2

El Demonio De La Esdrújula

La víbora y Dios cátaro.
Mi fin era su prólogo,
eterno como uróboros,

Demonio de la Esdrújula
hoy canto como gárgola.
Rimando voy sin brújula.
Predico desde el ágora

sin prosas ni parábolas
(fluyendo como el líquido)
ni efímeras metáforas
(reflejo de lo idílico).

Mi verso es pitagórico,
sin décima en su métrica,
con diez en lo melódico,
y un veinte en aritmética.

Emerge de un pentáculo
de un libro de la hermética,
reliquia de un oráculo
con letras esotéricas.

Me atrajo con su lírica
hermosa y muy estética
que no era en letra insípida
sino en prosa poética.
Grabó con su fonética
en mi alma, frases vívidas
como una ciencia empírica,
sin ápices de una ética.

Versículo a versículo
me alejo del pináculo,
me acerco hacia lo ilícito
de un negro tabernáculo.

Palabras filosóficas
conforman heptasílabos
bañados de retórica.
Desciendo como un Ícaro

por métrica sin mácula
oníricas e hipnóticas
y un sátiro en la armónica
me hechiza como un Drácula

tan cínico y satánico,
dogmático y heurístico,
su lengua es como el látigo
del trueno cabalístico
que dividió el atlántico
con cánticos etílicos.

El báculo del místico
rasgó mi sesgo lógico.
Mostró lo metafísico
del Verbo cosmogónico.

Su dios no tiene méritos
su meta es el propósito:
sin esperar más crédito
lograr un mundo inhóspito.

Maligna cosa cáustica
mistérica es tu música,
quebró a mil millas náuticas
mi mente fuerte y lúcida.

Surgió de su crisálida
tan frívola, tan gélidas
que heló mi calma cálida
con su mirada tétrica,
palpó mi cara pálida
miró mi alma desértica
producto de sus ánimas
necrófilas, quimérica.

Lloró la bestia histórica
mil lágrimas sintéticas,
criaturas anacrónicas
traídas de otras épicas.

Cual beso de la górgona
petrificó mi médula.
El fuego de su pólvora
destruye cada célula.

Paralizó mis músculos
carentes del antídoto.
Me acerco a mi crepúsculo
siguiendo falsos ídolos.

Y ahora soy análogo
del cuento de aquel Sísifo,
sin tregua para el diálogo
por su castigo mítico.

Soy títere y sonámbulo
vagando en este círculo
que me advirtió el preámbulo
sin vértice en su vínculo.

vaivén del viejo péndulo
rebobinó el cronómetro
mientras volvía, incrédulo.
Déjà vu del fenómeno.

Lo vi en medio del Tártaro,
de ti no hay un homólogo.
Predicho por astrólogos
en la celeste cúpula.

La víbora y Dios cátaro.
Mi fin era su prólogo,
eterno como uróboros,
Demonio de la Esdrújula
hoy canto como gárgola.
Rimando voy sin brújula.
Predico desde el ágora
13
15comentarios 267 lecturas versoclasico karma: 104

Demonio de la Esdrújula (Editado)

... La víbora y Dios cátaro.
Mi epílogo es su prólogo,
eterno como uróboros,

Demonio de la Esdrújula
hoy canto como gárgola.
Rimando eres mi brújula.
Predico desde el ágora

fluyendo como el líquido
(sin prosas ni parábolas)
reflejo de lo idílico
(ni efímeras metáforas).

Mi verso es pitagórico,
sin décima en su métrica,
perfecto en lo melódico,
y un diez en aritmética.

Emerge de un pentáculo
de un libro de la hermética,
reliquia de un oráculo
con letras esotéricas.

Adornan su carátula:
esvástica levógiras,
decenas de tarántulas
y bestias hegemónicas;

los símbolos del "Génesis"
atados a su antónimo;
en ella son del "Némesis"
sinónimos y homónimos.

Me atrajo con su lírica
hermosa y muy estética
que no era en letra insípida
sino en prosa poética.
Grabó con su fonética
en mi alma, frases vívidas
como una ciencia empírica,
sin ápices de ética.

Versículo a versículo
me alejo del pináculo,
me acerco hacia lo ilícito
de un negro tabernáculo.

Palabras filosóficas
conforman heptasílabos
bañados de retórica.
Desciendo como un Ícaro

por métrica sin mácula,
oníricas e hipnóticas
y un sátiro en la armónica
me hechiza como un Drácula

tan cínico y satánico,
dogmático y heurístico,
su lengua es como el látigo
del trueno cabalístico
que dividió el atlántico
con cánticos etílicos.

El báculo del místico
rasgó mi sesgo lógico.
Mostró lo metafísico
del Verbo cosmogónico.

Su dios no tiene méritos.
Su meta es el propósito:
sin esperar más crédito,
lograr un mundo inhóspito.

Maligna cosa cáustica
mistérica es tu música,
quebró a mil millas náuticas
mi mente fuerte y lúcida.

Surgió de su crisálida
tan frívola... tan gélidas,
que heló mi calma cálida
con su mirada tétrica,
palpó mi cara pálida,
miró mi alma desértica
producto de sus ánimas
necrófilas, quimérica.

Lloró la bestia histórica
mil lágrimas sintéticas:
criaturas anacrónicas,
relatos de otras épicas.

No siguen leyes física.
Etéreos son sus átomos.
No habrá victoria pírrica
si caigo en sus tentáculos.

Cual beso de la górgona
petrificó mi médula.
El fuego de su pólvora
destruye cada célula.

Paralizó mis músculos
carentes del antídoto.
Me acerco a mi crepúsculo
siguiendo falsos ídolos.

Y ahora soy análogo
del cuento de aquel Sísifo,
sin tregua para el diálogo
por su castigo mítico.

Soy títere y sonámbulo
vagando en este círculo
que me advirtió el preámbulo
sin vértice en su vínculo.

vaivén del viejo péndulo
rebobinó el cronómetro.
Mis ojos tan incrédulos
reviven el fenómeno.

Lo vi en medio del Tártaro,
de ti no hay un homólogo.
Predicho por astrólogos
en la celeste cúpula.

La víbora y Dios cátaro.
Mi epílogo es su prólogo,
eterno como uróboros,
Demonio de la Esdrújula
hoy canto como gárgola.
Rimando eres mi brújula.
Predico desde el ágora...
leer más   
12
11comentarios 190 lecturas versoclasico karma: 88

No era tan fiero el león como lo pintan (Micro de 100 palabras)

El espectáculo debía continuar, aunque aquel traje decorado con purpurina, fuera lo suficientemente ridículo como para salir corriendo de allí.
Se fijó en un niño, que le observaba masticando chicle desde su asiento; y aún sintió más vergüenza.
Tenía que correr, y con un impulso atravesar el aro de fuego colocado en medio de la pista. Si se retrasaba, una palabra esdrújula llegaría disimuladamente hasta sus oídos: "¡Estúpido!" Acompañada por un golpe de látigo contra el suelo.
Imaginaba, que una noche de fuerte influencia lunar, se comería a ese tipo.
Lástima que los colmillos del disfraz de león, fueran inofensivos...



Publicado en:
cincopalabras.com/2017/07/09/escribe-tu-relato-de-julio-ii-la-cantante
11
13comentarios 245 lecturas relato karma: 98

Almas rimadas

Entre los arcos del claustro
se observan pasmadas.
Lo saben: son almas rimadas,
de texturas forjadas en vidas pasadas.

Peregrinan en distancia,
cautelosas acciones,
gratas sensaciones: conectadas.

Equidistantes miradas:
nostálgicas, soñadoras, embriagadas…
¡Férvida melodía en palabras imantadas!

El cielo reflecta un misterio.
Las flores exhalan fragrantes hologramas:
seducen el aire,
pomposo deleite
se instala en sus mentes.

En la galería clavan sus pisadas.
Él franquea el jardín,
sonríe: en el pozo la espera.
El agua cristalina gorgotea la misiva.
Ella recoge los bajos del vestido
verde infinito.
Salta el escalón, avanza frugal y etérea.

Son almas rimadas,
en medio del cosmos halladas.

Marisa Béjar.
leer más   
11
8comentarios 198 lecturas versolibre karma: 80

¡Oh ven, ven tú!

Sobre mi cierne su mirada hipnótica,
que turba mis ojos, ¡quizás maléfica!,
como aguijón clavada, tan despótica,
sutil y penetrante y… tan poética.

Belleza diferente, tal vez gótica,
afilada línea, forma sintética,
tormenta de rarezas cual neurótica,
me fustiga como al héroe en lucha épica.

Dama protectora, bolsa amniótica,
en la riña feroz gata, ¡es titánica!,
la que me apacigua como narcótica,
sobre el tapiz dibujada de homérica.

Prometedora y al final anecdótica,
era preciosa y regida por la estética,
consumida por ideas, ¡patriótica!,
pasional y en demasía…metódica.

De boca sugerente, lengua exótica,
un tacto de locura, la ubre esférica,
ardiente, febril, la más erótica,
en el juego del amor…mujer única.

¡Pero es a ti a quién busco!, la caótica,
la exenta de ética y la más errática,
estrambótica, alocada…, ¡psicótica!,
la que borre…esta vida tan patética.
15
8comentarios 129 lecturas versoclasico karma: 52

Sólo sé escribirle a él

Ni poemas ausentes de versos
ni presentes con toques en las rimas.
Ni prosa barrosa con afiladas rosas
ni relatos sensatos como zapatos.
Ni cuentos de había y no
ni historias para tener un fin.
Ni argumento mandatos
ni narro macabro.
Yo sólo sé escribirle a él.
leer más   
10
sin comentarios 188 lecturas versolibre karma: 53

Tengo miedos de toda índole y color

Tengo miedos
cumplidos y parecidos,
enormes y en armas,
deformes y conformes,
arrugados y jóvenes,
simples y triples,
rectos e incorrectos,
tristes y funestos,
incompetentes y con entes,
sucios y tontucios,
vistosos y ansiosos,
arrumbados y burlados,
indeseables y confiables,
arrojados y cagados,
asilados y clonados,
naturales y anales,
orgullosos y dolosos,
mitigados y centrados,
aburridos y bruñidos,
facturados y diezmados,
desnudos y faldudos,
errados y morrudos,
femeninos y caninos,
madrigueras y quimeras,
satisfechos y desechos,
inmaculados y subyugados,
modestos y compuestos,
calientes y crecientes,
desaparecidos y creídos,
admitidos y urdidos.
Tengo miedos
muy míos,
reales e imaginarios,
que a veces riman.
leer más   
10
5comentarios 240 lecturas versolibre karma: 64

Léeme poesía poeta

Léeme poesía poeta,
incita mi alma con prosa,
róbame besos entre versos,
regálame tus rimas con una rosa.

Déjame ser quien te inspira,
esa musa por quien suspira,
y coquetéeme con café y cadencias
haciendo metáforas con ocurrencias.

Cuenta las sílabas y explícame,
como me robas la atención,
como te robaste mi corazón,
plasmando letras con esa intensión.

Dame un abrazo con líricos,
una sonrisa de primavera como el Haiku,
algo de gótico con ángeles negros,
y un soneto que hable de nuestro recuerdos.

Regálame un recital de tus letras,
ponle la música de fondo que adoro,
muéstrame cómo se hace un madrigal,
y acompáñalo con una caminata en el rosal.

Hagamos un dúo poético,
de esos que hacen incendios,
Combínalo con tus cuartetos,
que yo completo con tercetos

Las letras de mi alma.
12
2comentarios 421 lecturas versolibre karma: 82

Rimas de Invierno

Perfecta entre tus labios la mesura,
consonante la rima en tu cadera,
sin ti yo verso roto, estrofa huera,
echo de menos tu voz... y tu cintura.

Ni una sílaba falta en tu figura,
tu ritmo tan pausado me acelera,
y ni en la eterna distancia se modera
mi amor que tras tus besos se apresura.

Tu más bello poema, tu ternura,
la rima siempre fiel, siempre a tu vera,
moribundo entre tus versos reviviera...
¡qué regalo disfrutar de tu hermosura!

Juanma
leer más   
17
12comentarios 656 lecturas versoclasico karma: 96

La poesía

Era la más alta de su clase
y luego se quedó estancada.

Le vienen a la memoria
imágenes de cómo Oscar Wilde
le daba vida a las palabras
tal como ella jugaba a las muñecas.

Afuera, las rimas golpean los muros
a rimo de Hip-Hop.

No sabe a qué hora ĺlegará
su pobre hijo,
y si vendrá con versos que merezcan un beso
o hecho un poema,

roto,
fuera de sí,

por la escalera violenta del mundo que niega
ascensores al cielo.

Y ahora, en la televisión,
ahora que el mundo puede imaginarse
sin haber leído nunca poesía,

ella mira,
impotente,

cómo arrasa el nuevo anuncio
de un clásico perfume.
leer más   
15
8comentarios 211 lecturas versolibre karma: 108

Y fuí

Yo te regalé un corazón
que latía tu nombre
que besaba tu mano
tus labios,
cuando recorrias
mi cuerpo…

Y fui más poeta
que musa tuya
más inspiracion de otros
más versos esos sin rimas
siempre llorando
pero siempre míos
con olor a tu cuerpo
a deseo de vos…


(Lola)
22
11comentarios 292 lecturas versolibre karma: 129

Yo, la locura

.
Soy ella, si yo, la locura que anda suelta
que visita desnuda pensamientos
obscenos para lleguen a ti
para que los abraces
y entre besos
dejes caer la cordura
y te quedes en mi…

En mi
y en mis manos deseosas
de recorrer tu cuerpo
en mi cuerpo sometido
y sometiendo al tuyo
salvaje y sin miedo…

Soy la locura
esa que siempre desnuda
se escapa, te hace el amor
y vuelve a su cama
hasta el próximo escape
cuando las letras
escriban mi nombre
sin tinta, en tus versos
enredados, sin rimas
pero nuestros…


soundcloud.com/lola-bracco/soy-ella (Lola)
.
17
6comentarios 233 lecturas versolibre karma: 89

Poema de un bar

Poemas corrientes un bar
donde el alcohol te enamora
y te vuelve un loco don juan
queriendo conquistar corazones.

En una servilleta con manchas de vino
entre aliento a cerveza y ron
bajo unas luces de neón,
compones mis poemas de amor.

Tus ojos.. tu boca... tus senos,
y vuelves a borrar la ultima palabra,
tus ojos, tu boca, tu.. sonrisa
y asi usas la servilleta para enamorar.

Poemas sin sentido y sin color
solo letras embriagadas de recuerdos,
entre la verdad y el olvido,
conquistas corazones vacíos.

Poemas y rimas que avergüenzan,
a todo poeta enamorado,
por que entre el alcohol y la vulgaridad,
se viven mas pasiones que en la vida real.
11
sin comentarios 113 lecturas versolibre karma: 86

Rimando de manera ajena, malamente

Sobre el litoral gallego,
serpenteo ,
carretera

Buscando costa
disfruto
la hermosa vista,
que acecha

Intuyo una mudanza
de extraños aromas,
cual rareza

En un trueque
de dulce y salado,
se esperan

Bajo la luna del coche
y aspiro su olor,
a marea

Sigo su rastro,
cada vez me encuentro,
más cerca

El horizonte
una gran laguna azul,
hace ofrenda

Por fin la playa
plano horizontal sobre,
la estera

Agradecida piel
bajo ardiente sol,
se broncea

Un baño en un vaiven
de armónicas olas,
me balancea

En la mano,
porto una caña
bajo un tornasol,
que sombrea

El barullo ajeno
bajo aisladores cascos,
no molesta

Hago acopio de una siesta
el mar trepa
y me supera

Un escalofrio
en un grito,
recorre mi cuerpo
y me acelera

Alguien dice
eres intensa,
como exageras

Los socorristas
rompen filas,
el bañista
se destierra

Me proclamo
dueña de una playa,
casi desierta

Vuelvo al agua
me sumerjo en el azul,
de salmuera

Aprovecho
los estertores
de norteña tarde
como buena,
gallega

Llevo pegada a la piel
sabores de salitre,
sol, agua
y arena
leer más   
18
16comentarios 166 lecturas versolibre karma: 107

Imaginario

A esos que no buscan ni un comentario,
a quienes los likes se la traen al pario,
dos vidas gastadas en el juego de mario
y quizás un par de poemas a diario.

A quienes les gusta quedarse en el armario,
y no que por eso sea todo un calvario
sino que más bien se vean al contrario.

A esos odiados actores de barrio
que van por las calles cual ciego corsario
al abordaje de nuestro buen fario
sin conseguir ese gesto bancario.

A los que tienen alergia al rosario,
y que tampoco creen lo del sudario.
Quienes mezclan password con usuario,
o a los que gozan de un pobre salario.

También al joven e ingenuo becario
o al que por hambre se ha hecho sicario,
y al que creó el sistema binario.

Al genocida y al comisario,
quien por la ventana lanzó el mobiliario,
a ese que siente, como buen sagitario.
A todos ellos les debo mi santuario
de esta poesía en modo precario.
leer más   
17
4comentarios 170 lecturas versolibre karma: 80

Rima rima que te rima

Rima rima que te rima,
tal que experto en el esgrima
sorteando al que se arrima
y dando estoque sin que oprima.

Generando un microclima
que la prosa desestima.
Puede que así se redima,
con la simple monorrima.

Hoy la brisa le reanima,
y hace que su mente exprima,
y sin más, le legitima
al deleite de la rima...

...rima rima que te rima
el salitre, la calima..
puede que ahora que se ultima,
este párrafo suprima...

En busca de la autoestima,
rima rima que te rima,
esperando que le exima
y el dolor no le reprima.
leer más   
15
sin comentarios 122 lecturas versoclasico karma: 80
« anterior12345