Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

2 a.m

Tantas palabras a mi espalda
susurradas en noches de verano,
tu voz en la madrugada,
que ahora sólo sueño,
sueños malditos que me embriagan.
No quiero despertar.
Porque ya las madrugadas no son dignas de deseo,
porque las garras de Morfeo
son menos crueles que tú.
Y de tus ojos, un suspiro,
y una sombra que se apaga;
de tu sonrisa, un sollozo herido,
mi sangre derramada.
Creímos controlar el destino,
prendimos fuego y ardimos,
y ahora que se ha consumido la llama
las madrugadas son demasiado oscuras,
los sueños no son suficiente,
y ya no susurramos,
gritamos,
la sangre se derrama,
muertas en vida esperando la muerte.

etiquetas: mitología, madrugada, amor, desamor, ruptura, frustración, deseo, recu
12
3comentarios 118 lecturas versolibre karma: 58
#1   Aplaudo tu pluma. Saludos Nameles.
votos: 0    karma: 20
#2   Aplaudo tu pluma. Saludos Nameles.
votos: 0    karma: 20
#3   Un placer dejar huella en tu calido verso
Felicitaciones
votos: 0    karma: 6
comentarios cerrados