Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

De silencios y de hombres

En noches oscuras, de silencios espesos
yo vivo las palabras.
Siento en un silencio casi tétrico
como me hablan.

En un silencio absoluto,
en un silencio blasfemo,
en un silencio oscuro,
en un silencio sordo,
en un silencio agudo
en el silencio de los silencios,
en el silencio del universo.

Escucho las palabras, las mías,
de mi alma.
Vacías, hieráticas, volubles, caóticas,
apéndices del mal que me hablan de cosas marchitas
de hombres que mueren y de muertos que resucitan.
Me hablan de guerra, de odio, de xenofobias
de hambre, racismos, clasismo, terrorismo,
calentamiento global, de seres que parasitan
de abismos, de dolor y de horror.
¿Que pasa, ya no existe Dios?
No queda en este mundo amor.
Sólo quedan niños pequeños consolando
al joven perdedor de otra afición.
Si ya no queda humanidad,
es que el mal ganó.
Que tenemos podrido el corazón.
Que de nada han servido
tantos años de evolución.

Pero a veces cuando el silencio
cubre mi alma, cuando escucho
la respiración de mis entrañas.
Puedo oír las palabras casi mudas
amor, bondad, humildad, caridad,
respeto,honor, pasión, virtud, fe y dignidad.

Entonces escucho y las palabras
se convierten en gritos,
el volumen desgarra mis tímpanos.
Mi corazón se llena de amor infinito.
De renovada esperanza.
De fe en que el hombre en paz
vivirá mañana.

etiquetas: blasfemia, universo, espeso, caótico, bondad, humildad, fe, xenofobia
1
sin comentarios 79 lecturas versolibre karma: 17
comentarios cerrados